septiembre 24, 2013

MENDOZAPISTA

Automovilismo en MENDOZA

Campeón en imágenes

Diario UNO fue el único medio mendocino presente en la consagración del piloto mendocino en la Fórmula Renault y acá podés disfrutar una extensa galería con los mejores momentos…

Un crack del volante

Por Franco Ballabriga

A los 6 años, su papá lo involucró en esto del automovilismo y de ahí en más comenzó a construir una carrera llena de éxitos, la cual hoy ha tenido su punto más alto al menos por ahora.

Para Julián Santero, su consagración en la Fórmula Renault representa la continuación de varios títulos que comenzaron en el karting, continuaron en la Fórmula Renault Plus, siguieron ayer con el de la categoría de monopostos más importante del país y pueden extenderse a fin de año en el TC2000, categoría en la que ocupa la segunda posición del campeonato.

La precocidad con la que ha encarado cada divisional del automovilismo en la que compitió ha sido una constante. Y eso hizo que tuviera revancha ante algún traspié, como le ocurrió en la Fórmula Renault cuando el año pasado debió conformarse con el subcampeonato.

Y porque apenas contaba con 19 años pudo continuar una temporada más en la categoría escuela, cuando en realidad podía correr tranquilamente en una divisional superior.

“Le aconsejé que siguiera un año más porque, si bien estaba sobrado técnicamente, aún no había ganado nada y siempre es bueno relanzarse exitosamente”. Con esas palabras, José Werner –dueño del equipo donde compite Santero– explicó en parte por qué hoy el mendocino disfruta de la gloria.

Su sueño, como el de muchos otros, es llegar a la Fórmula 1. Y si bien seguirá intentándolo, hoy paradójicamente comienza a desvanecerse y la razón no es otra que la falta de presupuesto para encarar la travesía europea.

Pero se abre otra oportunidad y, si bien faltan confirmaciones, es un casi un hecho que Julián competirá el año próximo en el Súper TC2000 y de esa manera llegará a la divisional  más tecnológica del Cono Sur con 20 años recién cumplidos, lo que le deparará un enorme futuro.

Santero es hoy el líder de una nueva legión del automovilismo mendocino, la cual está naciendo y promete mucho. Pero, además, el pibe de Guaymallén va camino a transformarse no sólo en el más grande piloto de la historia del automovilismo mendocino, sino también un referente a nivel nacional en poco tiempo.

La historia comenzó hace unos años y con tinta exitosa se sigue escribiendo. Pero ya es tiempo de pensar en el futuro y quién podrá privarnos a los mendocinos de ilusionarnos con un campeón por mucho tiempo más. Estas páginas recién comenzó a escribirlas el pibito llamado Julián Santero.

Julián Santero disfruta de su primer gran título en el automovilismo argentino, nada menos que en la categoría de monoplazas más importante. El mendocino, con sus frescos 19 años, tiene un gran futuro.